El arte desempeña un papel fundamental en la educación infantil, y en La Devesa School, es uno de nuestros pilares fundamentales dentro de las aulas. Gracias a esta forma de expresión, nuestros alumnos y alumnas pueden mostrar sus habilidades, viendo también una gran evolución en distintos aspectos dentro de su desarrollo. El arte, en estas etapas iniciales, pueden ser muy beneficiosas en muchos aspectos:

  • Desarrollo cognitivo: El arte fomenta la creatividad y la imaginación, lo que ayuda a los niños a desarrollar habilidades cognitivas como el pensamiento abstracto, la resolución de problemas y la toma de decisiones.
  • Expresión emocional: Proporciona a los niños una forma segura y constructiva de expresar sus emociones, pensamientos y experiencias, lo que les ayuda a comprender y gestionar sus sentimientos.
  • Desarrollo motor: Dibujar, pintar, recortar y moldear con materiales artísticos ayuda a mejorar la coordinación motora fina y gruesa de los niños, lo que contribuye a su desarrollo físico.
  • Fomento de la autoestima: Al participar en actividades artísticas, los niños experimentan un sentido de logro y satisfacción, lo que fortalece su autoestima y confianza en sí mismos.
  • Desarrollo social: El arte promueve la colaboración y el trabajo en equipo, ya que a menudo implica compartir ideas, materiales y espacios con otros niños, lo que ayuda a desarrollar habilidades sociales y de comunicación.
  • Apreciación estética: Exponer a los niños al arte les ayuda a desarrollar un sentido de aprecio por la belleza y la estética en el mundo que les rodea, lo que puede enriquecer su experiencia de vida y su capacidad para encontrar significado en su entorno.

En nuestro centro, les acercamos al arte dándoles a conocer grandes obras de los genios de las diferentes disciplinas artísticas, siempre de una forma divertida y motivadora. Nuestro alumnado de 4 años ha estado envuelto en un proyecto relacionado con la artista mejicana Frida Kahlo, de quien han aprendido miles de cosas, y no solo relacionadas con el arte. A parte de conocer nuevas técnicas artísticas, han aprendido sobre otras culturas, estilos de vida y valores, pero sobre todo a expresar sus sentimientos a través de la creatividad y el arte como bien hacía Frida.

En resumen, el arte en la educación infantil no solo es importante para el desarrollo creativo y emocional de los niños, sino que también contribuye a su crecimiento cognitivo, social y físico de manera integral.